Añadir esta página a favoritos

CATEGORÍAS


FABULAS > HONESTIDAD Y FALSEDAD
EL GUACAMAYO Y LA MARMOTA
(por Tomás de Iriarte)
Un pintado guacamayo
desde un mirador veía
cómo un extranjero payo,
que saboyano sería,
por dinero una alimaña
enseñaba muy feota,
dándola por cosa extraña:
es a saber: la marmota.
Salía de su cajón
aquel ridículo bicho;
y el ave, desde el balcón,
le dijo: «¡Raro capricho,
siendo tú fea, que así
dinero por verte den,
cuando siendo hermoso, aquí
todos de balde me ven!
Puede que seas, no obstante,
algún precioso animal;
mas yo tengo ya bastante
con saber que eres venal.»
Oyendo esto un mal autor,
se fue como avergonzado.
-¿Por qué? -Porque un impresor
le tenía asalariado.


Lección / Moraleja:
Ordinariamente no es escritor de gran mérito el que hace venal el
ingenio.
OTRAS FABULAS DE Tomás de Iriarte
Cuentos Infantiles, audiocuentos, nanas, y otros en CuentoCuentos.net © 2009 Contacta con nostrosAviso Legal

eXTReMe Tracker

La mayoría del material de CuentoCuentos.net es proporcionado por nuestros usuarios, proveniente del grandísimo almacén que es la red. Si considera que alguno del material expuesto vulnera sus derechos y/o prerrogativas, le rogamos que nos lo comunique contactando con nosotros