Añadir esta página a favoritos

CATEGORÍAS


FABULAS > COMEDIMIENTO, CORTESíA - INSOLENCIA, DESVERGüENZA
EL COMPRADOR Y EL HORTERA
(por Juan Eugenio Hartzenbusch)
Cuentecillo forjado por deleite
parecerá sin duda la contienda,
que se trabó en Madrid en una tienda
de vinagre y aceite.
Despachaba en la calle de Torija
líquidos un muchacho madrileño;
y otro, según la traza, lugareño,
fue por aceite allí con su vasija.
-Tú, cara de lechuza,
(dijo sin aprensión el forastero)
despáchame ligero,
lléname bien la alcuza.
-Cuando sepas hablar en castellano,
(le replicó el hortera)
sabrás que lo que tienes en la mano
se llama la aceitera.
-En toda tierra que garbanzos cría
(contestó el provincial enardecido),
alcuza siempre ha sido,
y alcuza la nombramos en el día.
-En tierra (dijo el otro) de garbanzos,
corre por aceitera solamente;
y quien le ponga nombre diferente,
ha nacido entre malvas y mastranzos.
El patán en sus trece se mantuvo;
le rechazaba el horterilla listo:
se incomodaron, y hubo
por consiguiente la de Dios es Cristo.
A las voces y apodos
cachetina siguió larga y furiosa:
todo por una cosa
que se puede llamar de entrambos modos.

Pueril extravagancia
es, pero comunísima en el hombre,
no poner en disputa la sustancia
y reñir por el nombre.


Lección / Moraleja:
"Pueril extravagancia
es, pero comunísima en el hombre,
no poner en disputa la sustancia
y reñir por el nombre."
OTRAS FABULAS DE Juan Eugenio Hartzenbusch
Cuentos Infantiles, audiocuentos, nanas, y otros en CuentoCuentos.net © 2009 Contacta con nostrosAviso Legal

eXTReMe Tracker

La mayoría del material de CuentoCuentos.net es proporcionado por nuestros usuarios, proveniente del grandísimo almacén que es la red. Si considera que alguno del material expuesto vulnera sus derechos y/o prerrogativas, le rogamos que nos lo comunique contactando con nosotros